Autoridades monetarias y financieras de Centroamérica, Colombia y RD califican como sano ritmo de crecimiento económico de la región en el 2016

24 de marzo, 2017

 

PANAMÁ. Representantes de Bancos Centrales, superintendentes de Bancos y de Seguros de Centroamérica, Colombia y la República Dominicana se reunieron en esta ciudad para revisar aspectos macroprudenciales de la región.

Durante la IV Reunión Conjunta del Consejo Centroamericano de Superintendentes de Bancos, de Seguros y de Otras Instituciones Financieras (CCSBSO) y del Consejo Monetario Centroamericano (CMCA) fueron presentados los resultados del informe de estabilidad financiera regional.

El superintendente de Bancos de la República Dominicana, Luis Armando Asunción, en su condición de presidente del CCSBSO, co-presidió la IV reunión junto al Gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, en su condición de presidente del CMCA.

En la reunión fueron presentados los resultados del informe de estabilidad financiera regional, en el que se destaca que la mayoría de las economías de la región mantuvieron en el 2016 un sano ritmo de crecimiento económico, aunque para el 2017 se prevé un crecimiento más moderado, baja inflación y de tasas de interés.

En la presentación de dicho informe se destacó que la alta dependencia al financiamiento externo de la región la hace vulnerable ante cambios en la política monetaria, comercial y migratoria de Estados Unidos.

En ese sentido, el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, enfatizó la buena práctica adoptada en República Dominicana de canalizar financiamiento en moneda extranjera a aquellas empresas generadoras de divisas.

En adición, señaló que el sistema financiero dominicano cuenta con espacio suficiente para enfrentar imprevistos, lo que se destaca en el bajo nivel de créditos en mora de 1.9% y un ratio de provisión de cartera sobre el total de cartera vencida de 138.8%, ambos datos a febrero de 2017.

En tanto, que el superintendente de Bancos de la República Dominicana, Luis Armando Asunción, resaltó el nivel de solvencia del sistema financiero dominicano, que a febrero 2017 ascendía a 17.6%, además de su alta rentabilidad de la región.

Asunción saludó la iniciativa del estudio regional y expresó que en la actual coyuntura internacional es necesaria una vinculación entre la supervisión micro prudencial y las políticas macro prudenciales como mecanismos para fortalecer la estabilidad de los sistemas financieros y de las economías, lo que hace de gran relevancia los esfuerzos conjuntos entre las autoridades financieras de los dos consejos regionales y la continuidad de estas investigaciones.

Departamento de Comunicaciones